Precio: 2.235€

Cada casa, cada piso, cada loft o cualquier otro tipo de residencia, presenta unas características únicas que hacen que el proceso de amueblamiento sea casi totalmente distinto en cada caso. El principal condicionante lo encontramos en las dimensiones, ya que dependiendo del número de estancias y las medidas de estas, necesitaremos un mayor -o menor- número de muebles, siendo estos más específicos en sus funciones o, por el contrario, marcadamente multifuncionales.

Centrémonos en un caso en el que la falta de espacio es evidente. En nuestro último proyecto, nos encontramos con una vivienda tipo loft con un espacio principal dividido en dos zonas a diferente altura. La superior muestra un saliente que en principio dificultaría un amueblamiento en un sentido tradicional, pero que, como ahora veremos, no nos supuso ningún problema gracias a la configuración al milímetro de los muebles. El loft cuenta además con un baño y una cocina, por lo que hubo que buscar una solución que aunara el dormitorio, el comedor y la sala de estar en el espacio restante, incorporando además un diseño acorde al aspecto minimalista y moderno de la estancia. La solución por la que finalmente se optó pasó por concentrar todo el mobiliario necesario en el mínimo espacio posible, usando para ello piezas multifuncionales y aprovechando incluso el saliente que en principio podría estorbar, como plataforma para una de las piezas.

De este modo, elegimos como elemento central una cama abatible SOFT de matrimonio, que incorpora una amplia encimera, ideal como mesa de comedor, escritorio o superficie de usos varios. Junto a la cama y con un diseño continuista en cuanto a colores, vemos el armario de dos puertas batientes y varios cajones de diferentes medidas, para que ningún objeto se quede sin guardar por su tamaño. Por último, sobre el saliente, colocamos una estantería en escalera, un tanto retranqueada para imprimir más estética a su contorno y cuyos compartimentos pueden aparecer como estantes huecos, o bien contener cajoneras o mostrar puertas batientes. Todo ello destinado a una mejor clasificación de los objetos que se vayan a guardar dentro, teniendo en cuenta que habrá de contener desde útiles de comedor hasta libros y piezas de decoración. El módulo más bajo en el que termina la estantería, marca también el inicio de la sala de estar, pues sirve de perfecta mesita que acompaña al sofá, aportando así multifuncionalidad máxima a todo el conjunto.

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
Antes de firmar/enviar tu solicitud, lee y acepta nuestra información básica sobre protección de datos, contenida en nuestra política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted